28 ene. 2011

Alimentos para engañar al cerebro del estómago

Imagen: fdecomite

Una de las tendencias en las investigaciones para crear nuevos tipos de alimentos es la que intenta luchar contra la obesidad adelantando o prolongando la sensación de saciedad, es decir, engañando al cerebro del estómago. Y aunque muchas grandes compañías lo han intentado (será, al fin y al cabo, un avance lucrativo en este mundo de dietas y comidas bajas en grasas), parece que los que tienen la investigación más avanzada ahora mismo son los científicos de Nestlé.


Los experimentos que tiene más desarrollados la compañía tienen que ver con un nuevo aceite de oliva cuya digestión dura ocho veces más que el aceite de oliva normal. Así, al llegar más aceite sin digerir al intestino delgado, la sensación de saciedad enviada al cerebro es más fuerte.

El nuevo aceite lo han logrado añadiendo un compuesto de monoglicéridos que forma una especie da capa protectora alrededor de las moléculas del aceite, haciendo que los ácidos del estómago tengan más complicado atravesarla para llegar al aceite (y digerirlo).

De momento todo esto se ha probado tan solo en un modelo de estómago artificial (un aparato del tamaño de un frigorífico), por lo que podríamos tardar todavía varios años en ver alimentos basados en esta tecnología saltar al mercado (unos cinco años, según Nestlé).

Lo que sí está bastante claro es que esta es sin duda una dirección en la que están trabajando muchas marcas de alimentación, y que tarde o temprano se dará con la solución adecuada para crear productos de este tipo que sean realmente efectivos. Se trata de un camino con futuro en el que se invertirá cada vez más. ¡Tendremos que mantenernos alerta!

No hay comentarios:

Publicar un comentario