13 dic. 2010

6 claves para consolidar tu start-up biotecnológica

Foto: D. Sharon Pruitt
Ya tienes tu pequeña bioempresa montada y en marcha, y ya has sobrevivido a los momentos más duros del principio. ¿Qué toca ahora? De todo menos relajarte: tu nuevo objetivo es lograr que tu start-up deje de ser una start-up y se convierta en una pyme consolidada, es decir, ampliar tu cartera de clientes y conseguir un estilo de gestión más profesional y menos científico. Pero no te preocupes, te damos algunas claves:


  1. Protección eficaz de la tecnología. No nos cansaremos de repetirlo: la tecnología es clave en una bioempresa, lo último que quieres es que otros se aprovechen de ella porque te has olvidado de patentarla.
  2. Perfeccionamiento de la tecnología o el producto. ¡No te estanques! La investigación continua es clave para poder irse adaptando a las necesidades del mercado y no ser comido por la competencia.
  3. Profesionalización de la gestión y el trato al cliente. Puede que hasta ahora como bioemprendedor te hayas dedicado también un poco a estos aspectos, pero es el momento de cambiar: incorpora a algún experto en gestión de empresas bio a tu equipo y notarás el cambio.
  4. Estandarización de los procesos internos (aplicación normas AENOR y ENAC). Evita la improvisación y el caos interno: si os regís conforme a unas normas establecidas y estandarizadas será más fácil identificar las razones de un fracaso (o de un éxito) para actuar en consecuencia.
  5. Expansión de la cartera de productos y servicios. No te limites al producto que lo empezó todo: prueba otros, comercializa distintas variedades, personaliza tus servicios, etc.
  6. Fuentes de financiación adicionales. Sí, todavía necesitas seguir buscando fuentes de financiación: busca ayudas y subvenciones, identifica y capta a inversores, y un largo etcétera.


¿Llevará trabajo y esfuerzo? No lo dudes ni por un momento, pero tampoco olvides que los resultados pueden ser muy positivos si haces las cosas bien. Así que ya sabes: ¡a seguir trabajando!

Vía | Madri+d (PDF)

No hay comentarios:

Publicar un comentario